“El mercado del arte repunta después del COVID-19”. Conversando con la galerista venezolana Gabriela Benaím.

Vicente Antonorsi, Esfera, 2016.

Por segunda vez en el blog de Arte para la Vida tuvimos la oportunidad de conversar con la galerista venezolana Gabriela Benaím, quien nos motiva a todos los trabajadores culturales a seguir adelante, y ver los desafíos de la vida como oportunidades de crecimiento. 

Gabriela Benaím Ginnari nació en Caracas, Venezuela (1974). Hija de dos importantes artistas venezolanos: Ricardo Benaím y Consuelo Ginnari; y nieta de José Rafael Ginnari, crítico de arte, fundador de la Galería Li (Caracas, venezuela) y creador de la Pinacoteca del Arte Venezolano (compendio de artistas venezolanos entre 1960 y 1970).

Benaím comienza su actividad como galerista y promotora cultural en el año 2001 con la galería virtual GBGARTS.COM, siendo este uno de los primeros sitios en línea en Venezuela para la difusión del arte local. En 2005, inaugura El Espacio en Las Mercedes, Caracas, donde se realizaron exposiciones con el propósito de impulsar el talento emergente entre las cuales se encuentran el proyecto Píxeles, idea que compila hasta el momento más de 150 artistas en un mismo formato.

En el año 2009 abre sus puertas GBG ARTS en Prados del Este (Caracas, Venezuela). Desde ese momento comparte espacios con una comunidad de artistas y desde allí apoya y promociona el arte contemporáneo local. Hasta el momento la galería ha desarrollado alianzas con el Centro Cultural Chacao, Centro Corp Banca y la Embajada de Francia en Venezuela; y ha trabajado en conjunto con investigadores y curadores tales como Miguel Miguel, Lisa Blackmore, Félix Suazo, Katherine Chacón, Susana Benko, Steven Agin, María Elena Ramos, Yolanda Pantin, Lorena González, Juan Ledezma, Ruth Auerbach y Carmen Alicia Di Pasquale.

Desde el año 2006, GBG ha participado en importantes ferias nacionales e internacionales con el objetivo de dar a conocer el arte contemporáneo venezolano e introducir a nuevos artistas en el mercado de arte internacional. Entre las que resaltan: 

ARTE AMERICAS ART FAIR, 2010. Miami, Estados Unidos

ART SHANGHAI, 2012. Shanghai, China

KIAF 2012, THE 11th KOREA INTERNATIONAL ART FAIR. Seúl, Corea del Sur

IAAF 2012. IBERO–AMERICAN ART FAIR, HANGARAM ART MUSEUM. Seúl, Corea del sur. Donde además de participar como expositor, Gabriela Benaim formó parte del comité organizador para comisionar y seleccionar artistas venezolanos y de otro países latinoamericanos.

A raiz del fenómeno social conocido como Covid 19, el trabajo de GBG ARTS se ha volcado más hacia lo virtual, no sin dejar de atender los eventos presenciales, sobre este interesante proceso nos habla Gabriela en la entrevista.

Los dejo con nuestra galerista invitada Gabriela Benaim.

Fidel Gómez: Gabriela en esta época por un lado extraña, pero por el otro compleja, supuestas pandemias, confinamientos, distanciamiento social ¿cómo las galerías afrontan los tiempos de espera? ¿cómo se ajustan a esta nueva realidad?

Gabriela Benaím: No puedo hablar de “las galerías” pero si puedo hablar de GBG ARTS.

GBG ARTS es un espacio completamente resiliente dónde después de atravesar la pandemia – y antes también – decidimos reinventarnos ante una necesidad global. Y sobre todo como somos una galería que desde hace muchos años hacemos uso de la tecnología y las redes sociales decidimos utilizar nuestros medios para seguir haciendo lo que principalmente queremos hacer, que es promocionar nuestros artistas.

GBG nunca se paró; siempre estuvo en conversaciones con críticos, curadores, investigadores, coleccionistas y por supuesto nuestra familia: los artistas. Es por ello que nosotros agendamos una cantidad de actividades, en un principio virtuales desde nuestra página web y nuestro Instagram, y poco a poco fuimos incorporando actividades en físico. Por eso nosotros nunca nos paramos. Nosotros no detuvimos nuestra galería. GBG ARTS se reinventa ante esta nueva realidad.

Ricardo-Benaím, Atalaya caliente 234, 2016

FG: Sin lugar a dudas, que el tema del Coronavirus marcó un antes y un después en la historia de la humanidad, ¿en qué aspectos fundamentalmente afectó esto al mercado del arte? 

GB: Va a sonar totalmente ilógico pero el mercado del arte repunta después del COVID-19. A mi parecer,-y ésta es una teoría bien personal o que comparto con mis coleccionistas- creo que eso se debe a 3 cosas fundamentales: La primera es que estando en resguardo desde su casa, tienen más tiempo para ver su colección y sus espacios y tienen más tiempo para pensar en adquirir obras. Tienen más tiempo para sentarse en el sofá y pensar qué quieren, qué les gusta. Tienen  más tiempo para revisar Instagram desde su casa. La segunda, el hecho de estar o de pensar que hay posibilidad de perder la vida, hace que la gente haga inversiones que no ha hecho en toda la vida. Pareciera que se arriesgan más a comprar un apartamento, o una obra de arte. Puede ser que se animen a comprar esa obra que siempre quisieron. ¿Por qué esperar a después? Por último, el mercado del arte es el mercado más seguro –a mi parecer- y la gente se ha dado cuenta que no hay un mercado tan seguro como el mercado del arte. Sobre todo los inversionistas ven que ni los inmuebles, ni los bancos, ni las acciones son tan rentables como una obra de arte si estás bien asesorado. Como nosotros tenemos más de 20 años asesorando, la gente nos contacta con diferentes budgets para invertir en el arte.

FG: Háblame sobre las proyecciones a futuro de GBG ARTS, ¿cómo ves el trabajo de la galería de aquí a digamos 5 o 10 años?

GB: Las proyecciones a futuro son varias. Desde la sede física, nosotros pensamos seguir ampliando los espacios para crear algo que se llama “Las Incubadoras” que son mesas de trabajo de creativos multidisciplinarios, en los que puede estar un arquitecto, un diseñador, un artista, un músico, un bailarín, creando soluciones, aportes en pro de la sociedad. Eso es bien importante porque vamos a comenzar a accionar junto a los creativos. También estamos comenzando un proyecto para residencias de artistas. Al mismo tiempo, continuamos con nuestra visión de la proyección de artistas a nivel internacional a través de ferias.  En algunas de ellas vamos a estar tanto virtual como físicamente. También vamos a participar en festivales y convenios con otras galerías. Tengo una agenda súper apretada de exposiciones tanto aquí como a nivel internacional. Las exposiciones no solamente son dentro de las galerías sino tenemos alianzas con embajadoras que están en Europa, en Asia, en Latinoamérica y en los Estados Unidos que nos permiten seguir proyectando y haciendo exposiciones de los artistas representados en diferentes instituciones.  No detallo los eventos que tenemos porque son muchos para contarlos en una sola entrevista pero estén atentos a nuestras redes sociales que estaremos compartiendo por ahí todo lo que viene para GBG ARTS en los próximos meses.

También fomentamos el intercambio con artistas europeos y asiáticos para así traer a nuestro país estos artistas y poder llevar a los nuestros a estas latitudes.

Estamos buscando siempre ampliar el grupo de colaboradores porque eso nos permite tener mayor visibilidad, no solamente estamos trabajando con los equipos convencionales de una galería que son el museógrafo, el diseñador, el comunicador social, sino que también tenemos un equipo de arquitectos, letrados, filósofos, psicólogos, todo esto en apoyo al crecimiento del espacio tanto virtual como físico. 

Gabriela Benaím

FG: Gabriela ¿hacía dónde piensas que está yendo el arte en este momento tan complejo?

GB: Lo que voy a decir no sé cómo va a sonar. Pero yo creo que el arte está yendo hacia un cambio en donde los artistas más contemporáneos son artistas que tienen una consciencia universal. Obviamente están artistas que están manejando ampliamente los recursos tecnológicos pero hay grandes investigadores y los artistas están sumándose a ese movimiento donde los grandes talleres son multidisciplinarios. No solamente están familiarizados con tecnología de avanzada, sino que también pueden tener una visión desde diferentes campos como la ciencia, la filosofía, la sociología, la administración y la arquitectura, por ejemplo. Entonces los aportes de estos talleres son para construir  estructuras de cambios. Es un poco complejo de explicar pero también es muy simple de ver. Creo que este artista que denuncia simplemente situaciones sociales a través de su obra es un artista que ya está pasando. Este artista que busca el sentido estético o el sentido de innovación también tal vez no sea lo que dictan los tiempos. No quiere decir que no sean válidos. Yo valido a todos como ser humano pero creo que el que más va a validar el mundo es el que está dejando ese granito de arena y está haciendo una acción colectiva o individual en pro de algo. Estas obras están generando consciencia en cambios del planeta y del universo de muchas maneras. A través del uso de los recursos naturales –que es una de las más palpables – a través de estados de conciencia y humanización de los espacios. Gente que trabaja con comunidades indígenas, gente que trabaja con minorías. Hay mucha gente trabajando con minorías pero no solamente es la historia que narra, no es solamente la denuncia que hacen; es la acción que hacen. Está pasando que estas obras ya están generando acciones positivas en el mundo. Más allá de cambios de comportamiento después de la denuncia sino hay muchísimos casos en los que se genera una acción y esa acción da un aporte inmediato a esta comunidad.

Julio Pacheco Rivas, S/T, 2014.

FG: Hay un tema muy interesante, que está ayudando a muchas galerías a proyectarse y lograr sus objetivos, son las llamadas alianzas colaborativas, en este sentido ¿GBG ARTS forma parte de esto? de ser así ¿cómo están vinculados? 

GB: Tenemos alianzas con diferentes embajadoras, como te comentaba en otras preguntas, que nos ayudan a proyectar a los artistas y hacer este trabajo de difusión y en algunos casos comercialización. Tenemos alianzas con otras galerías en el mundo, con arquitectos, con interioristas, tenemos colaboradores como investigadores de arte y todas estas alianzas lo que permiten es que vayamos difundiendo lo que estamos haciendo y los eventos que estamos llevando a cabo.

FG: En tu opinión ¿cuáles son las alianzas más necesarias y efectivas?

GB: Las alianzas más necesarias y efectivas son las corporativas, con otras galerías que tengan la misma línea que los artistas quieren proyectar, con gente que esté comprometida con los proyectos que realiza la galería, con investigadores buscamos la manera de tener alianzas con ellos. Las alianzas con los arquitectos también son importantes porque hoy en día es importante hacer estos ejercicios multidisciplinarios en dónde se adapta la obra a la arquitectura y esto incluye también a los interioristas. También tengo varios asesores millennials que me hacen estar en la actualidad y el ahora y esas colaboraciones también me interesan. También me interesan profesionales relacionados con la tecnología de manera que puedas hacer una difusión correcta de tus proyectos.

La Imagen Persistente, GBG ARTS, 2020.

FG: Hoy en día, hablar de la internacionalización del arte resulta un tanto contradictorio, sobre todo porque la globalización, como resultado de la era de las comunicaciones, es un hecho tan palpable, como que un artista puede estar trabajando en Quito y estar mostrando su obra en Berlín, Bogotá o Nueva York. Desde GBG ARTS ¿cómo afrontas este reto de la internacionalización de los artistas?

GB: Es un reto que no es tan complicado porque tenemos portafolios armados digitalmente de todos los artistas que representamos. Entonces lo que hacemos con estas alianzas y estas colaboraciones estratégicas, tratamos de participar en ferias o bienales, tratamos de que los artistas puedan hacer colaboraciones con otras galerías, de que puedan estar en proyectos internacionales, también de que entren en colecciones globales. Si es posible también intentar que entren en museos, o en centros culturales. En el trayecto que tenemos nosotros como galería hemos participado en proyectos en Asia, París, Europa, Los Estados Unidos y Sudamérica y vamos a seguir participando. Y creo que esas son de alguna manera plataformas de difusión donde podemos hacer grandes contactos para hacer visible a nuestros artistas internacionalmente y de ahí puedan surgir otras cosas. 

FG: Sería interesante conocer tu definición de artista internacional, a la luz de la sociedad globalizada. 

GB: Es el artista que empieza a reconocer o que reconoce el mundo a través de museos, colecciones privadas, colecciones públicas. A través de colaboraciones en espacios públicos. Yo diría que es aquel artista que nos representa como país o que representa al arte contemporáneo en los eventos de más relevancia del arte actual. Yo diría que esa es la carrera que tiene que establecer un artista para llegar a la internacionalización.

Siul Rasse, Estudio cromático, 2018.

FG: ¿En qué medida piensas que la buena presencia online de un artista, lo puede ayudar en la proyección de su carrera?

GB: Sí, totalmente. Aunque no lo es todo. Tener una buena presencia online no sólo significa tener actualizados sus perfiles en redes sociales o la página web del artista, yo creo que también tiene que ver con quien lo representa y cómo lo representa y cómo lo lleva a otros espacios esa visibilidad.

Es importantísimo sobre todo para los nuevos artistas documentar en todo sentido la producción, el proceso creativo, el resultado final con buenas imágenes y videos.

FG: Gabriela ¿cómo son los perfiles de los coleccionistas con los que más trabajas?  

GB: Los perfiles son muy variados va a depender hacia dónde va dirigida la colección. En su mayoría en este momento son coleccionistas jóvenes. También tengo coleccionistas que han estado conmigo desde que comenzamos y hemos ido armando en conjunto sus espacios con las obras de la galería. Las colecciones se perfilan dependiendo del interés de la persona. Hay coleccionistas que se van por la línea de las obras internacionales, hay quienes coleccionan solo abstracción geométrica, maestros latinoamericanos y están los coleccionistas con quienes estoy trabajando más frecuentemente que son estos jóvenes que se inclinan más hacia los artistas emergentes en su mayoría. 

PIXELES, GBG ARTS.

FG: ¿De qué maneras se puede fomentar el coleccionismo? ¿Cuáles piensas que son las vías formativas más eficientes en este sentido?

GB: La primera es boca a boca pero también haciendo talleres, haciendo exposiciones que tengan nivel, de manera que la gente se sienta atraída con las piezas. Otra forma es haciendo videos de los artistas, trayendo investigadores y curadores que hablen del proceso de creación y su contexto y sobretodo con los intercambios. Pero la formación que estoy haciendo es yo directamente con cada coleccionista, tratando de formarlos y compartiendo mis conocimientos de arte. Una forma muy bonita también es conectarlos con los artistas. 

Le agradecemos mucho a nuestra gran amiga Gabriela Benaim quien nos concedió esta entrevista, dando así un gran aporte a la comunidad de Arte para la Vida, enseñándonos desde su experiencia. 

Si te gusto este articulo compartelo,

No olvides seguirnos.

Hasta el próximo post.

Nota: las imágenes publicadas fueron cedidas por GBG ARTS para su publicación en este blog.

2 comentarios sobre ““El mercado del arte repunta después del COVID-19”. Conversando con la galerista venezolana Gabriela Benaím.

  1. Me gusta la conceptualización que hace del arte sin pretenciones de exclusión, se transluce una función social importante de las realidades artísticas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s